Pensamientos positivos

Bosquejos Bíblicas

Bosquejos Bíblicos Predica de Hoy: Cambiando pensamientos positivos por acciones productivas

Bosquejos Bíblicos Lectura Bíblica de Hoy:Hermanos míos, ¿de qué aprovechará si alguno dice que tiene fe, y no tiene obras? ¿Podrá la fe salvarle? Y si un hermano o una hermana están desnudos, y tienen necesidad del mantenimiento de cada día, y alguno de vosotros les dice: Id en paz, calentaos y saciaos, pero no les dais las cosas que son necesarias para el cuerpo, ¿de qué aprovecha? Así también la fe, si no tiene obras, es muerta en sí misma.Santiago 2:14-17

Introducción

En un mundo lleno de personas agotadas se hace común y cotidiano buscar motivaciones externas o ver ánimos donde normalmente no lo habría, esto resulta ser un problema que debe ser estudiado por la comunidad cristiana como por las personas que profesan la fe en Cristo, el Señor quiere que su pueblo este gozoso y lleno de esperanza siempre y cuando el fundamento provenga de la fe.

Ser positivos antes el mundo que vivimos ha sido la fórmula mágica que intenta sustituir las promesas de Dios, nos aleja del relato bíblico y nos hace olvidar que Dios es mas poderoso que nuestras circunstancias; el cristiano moderno cambio la fe por el pensamiento positivo, relatos que si bien son efectivos jamás estarán por encima de Dios.

No solo basta con ser positivos y esperar que el universo se ponga de nuestro lado, Dios quiere apoyarnos, darnos las herramientas necesarias, pero para ello debemos ser obreros que tomemos acciones, que caminemos, gente que estén decididos a tomar las armas espirituales, tomando actitud de fe y caminando fundamentados en ello.

I. Tener buenos deseos no cambia nada

¿Quién no tiene pensamientos positivos?

Incluso la persona más pesimista desea cambios de bien tanto para el mundo como para si misma, lo cual resulta saludable para la salud, el alimentarse del bien en pensamientos, alma, corazón y espirito, sin embargo, los buenos deseos no generan cambios significativos, podemos purificar nuestro ser, pero no ver resultados palpables.

Sabemos que debemos alejar de nosotros el temor, los pensamientos pecaminosos como querer llevar a cabo actos de robo, violencia, inmoralidad sexual, insultos y demás, claramente debemos están limpios de todas estas áreas que resultan ser negativas pero el cambio se genera cuando decidimos tomar el control, asumir el riesgo y dar el paso hacia el cambio.

Podemos decir que los cambios se generan de los buenos pensamientos, cuando aceptamos que debemos cambiar o al tener conciencia de que podemos estar mejor si tomamos otra ruta distinta a la que transitamos en la actualidad, esto es verdad, pero no determina tu destino, son las acciones distintas que damos lo que genera un resultado transformador.

II. Decisión de accionar

Cambiando pensamientos positivos por acciones productivas

Caminar requiere cierto esfuerzo físico luego de que nuestro pensamiento de la orden de hacerlo, el cerebro transmite esa señal y el cuerpo termina obedeciendo, pensar en lo que queremos hacer es necesario, pero debemos empezar a dar esas órdenes de acción para que nuestro empiece a moverse, esto claramente lo podemos ver en la palabra cuando señala que: “la fe sin obras es muerta”.

Al salir del desierto el pueblo de Israel recibió un manual de convivencia, el cual fue entregado a ellos por Moisés quien fue instrumento de Dios, su palabra fue clara, fueron determinadas las reacciones positivas y negativas que traerían ciertas acciones por parte del ser humano, con este conocimiento se les dio la oportunidad de decidir que rumbo tomar de ahora en adelante.

Nosotros tenemos la posibilidad de escoger el rumbo a tomar en Cristo, pero también en el mundo. Si quieres ver cambios los verás desde que empieces a tomar hábitos, decidas y acciones, si caminas en la palabra, las promesas en ella escrita estarán disponibles a tu favor, si caminas según la carne, las consecuencias serán cumplidas en ti.

III. Pensamientos positivos por acciones productivas – Enfrentar la Resistencia

Cómo auto en autopista habrá viento en contra de todo lo que quiere avanzar, debemos aprender a manejar los obstáculos y a dar respuestas oportunas ante cada situación, parece difícil, pero se convierte en algo simple cuando entendemos que el principal enemigo hacia nuestro crecimiento somos nosotros mismos.

Cuando no queremos despertar temprano, cuando no dejamos de comer lo que nos hace daño, cuando decidimos no terminar los estudios, no hay obstáculo mas grande que nuestro propio “yo”, en muchas ocasiones culpamos a Satanás de nuestro fracaso, sabemos que quiere destruirnos, pero lo que realmente nos acaba desde adentro es la falta de voluntad.

Debemos ponernos de pie, enfrentar nuestra pereza, decirle no a nuestra voluntad pecaminosa, el éxito es para las personas que saben a qué decir que si y en que momento debemos parar, Dios nos entrego el dominio propio para que podamos elegir, escojamos vencer el mal usando el bien, decidamos levantarnos de la cama y dar los pasos que necesitamos para cambiar.

IV. Tu éxito no depende de las circunstancias sino de las decisiones que tomes

Cambiando pensamientos positivos por acciones productivas

Los caminos no siempre serán fáciles, a veces no tendremos todas las herramientas para vencer, pero si en nuestra voluntad esta el querer avanzar, si decidimos caminar sin importar las dificultades, solo así podremos dar una solución a cada problema en vez de un problema a cada solución.

Vendrán momentos donde estemos cansados, donde no veamos una solución, momentos donde sintamos que faltan herramientas, No serás un fracaso si decides parar y pensar en que podemos intentar o a quien puedes llamar, pero nunca decidas mirar atrás, no hay nada en Sodoma y Gomorra, el Señor te sacó de allí para llevarte a una tierra nueva.

Ante cada dificultad decide recurrir al Padre y tomar la decisión más cercana a la palabra, veras que en ella encontraras la solución que el mundo no puede ofrecerte.

Pequeñas decisiones

A veces pensamos que necesitamos un cambio rotundo, lo cual puede ser cierto, pero, el logro de este objetivo no se logra con grandes acciones, todo lo contrario, decidir accionar poco a poco pero cada día, sin mirar atrás, esto te garantiza mejores resultados, Dios no creo a la tierra en un día.

Estas acciones que debemos cumplir son tan simples como despertar temprano, ser puntual, organizar tus cosas, decir te quiero, perdonar la ofensa, lavar tu ropa, salir a trotar; las posibilidades son bastante amplias, el punto es no esperar una explosión majestuosa, son los pequeños pasos los que te llevaran al fin del camino.

V. Decide con el pensamiento no con el corazón

Cambiando pensamientos positivos por acciones productivas

Muchas veces cometemos el error de tomar decisiones basados en sentimientos, en la premura del momento y eso es un grave error, creo que no existen personas que hayan cosechado mas derrotas que aquellos quienes dijeron ¡SI! En el altar basado en emociones, quienes hicieron una compra apresurada y endeudaron a toda la familia, nuestras acciones o inacciones traen consecuencias.

No debemos caminar bajo las emociones, millones de relaciones se pierden a diario por hablar bajo la presión o el enejo, incluso cuando decimos que, si a una propuesta que no es lo que realmente queremos, en estos casos no solo seremos afectados nosotros, sino que incluimos a todos los cercanos a esa decisión tomada, por eso debemos ser prudentes a la hora de decidir.

Tomarse un tiempo para pensar y organizarse no esta mal, es cierto que vendrán ocasiones donde no tendremos tiempo de dar una respuesta clara, pero esto pasa en pocas ocasiones del camino, aprendamos a decidir mejor, usemos la palabra como guía y tomemos acciones conforme a la palabra de Dios la cual busca desde un principio transfórmanos y acercarnos al Padre.

Conclusiones

El Señor quiere que mantengas esos ánimos, por eso entrega un refrigerio lleno de esperanza para ti este día, es saludable ser positivos, pero lo es más el tener confianza plena en nuestro Creador, aferrarnos a sus promesas y tomar las acciones demandadas por El para obtener la verdadera transformación que necesitamos.

De nada nos vale estar llenos de fe, confiar plenamente en que algo va a pasar si no determinamos dar el paso de avanzar en ese camino, transitar como si estuviera pasando lo que pedimos en oración, aunque no lo estemos viendo, todo es posible siempre y cuando estemos encaminados en la voluntad de nuestro Señor, creamos en su poder y vivamos conforme a su palabra.

© José R. Hernández. Todos los derechos reservados.

Predicas Bíblicas .. Bosquejos Bíblicos

Acerca José R. Hernández

José R. Hernández
Pastor jubilado de la iglesia El Nuevo Pacto, en Hialeah, FL. Graduado de Summit Bible College. Licenciatura en Estudios Pastorales, y Maestría en Teología.

También Revise

Enséñanos a orar

Enséñanos a orar

Bosquejos Biblicos, los pasos esenciales de nuestra oración. No puede haber una mejor oración que esta, Cristo fue quien la diseñó para enseñarnos a orar ...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *