Inicio / Bosquejos Biblicos / Ha resucitado

Ha resucitado

Bosquejos Biblicos .. Bosquejos para Predicar

“…No está aquí, pues ha resucitado, como dijo. Venid, ved el lugar donde yacía el Señor…” Mateo 28:6

INTRODUCCIÓN:

En la nación de Israel hay varias tumbas veneradas.

(1) La tumba del rey David. Está localizada en la cumbre del monte de Sión; y a pocos metros de ésta, en su parte superior, está el Cenáculo o Aposento Alto. Aquí los judíos vienen a orar y a pedir a Dios que envíe al Mesías descendiente de David.

Anuncios

(2) La tumba de Raquel. Está en Belén. Aquí van los judíos a orar. Las mujeres estériles oran para que puedan concebir y las embarazadas oran por un buen alumbramiento.

(3) Las tumbas de Abraham, Isaac y Jacob. La mezquita de Abraham está construida sobre la gruta de Macpela

(4) La tumba de Lázaro. Está en Betania Para llegar a la antesala hay que bajar 22 escalones o peldaños o gradas, y para entrar al sepulcro hay que descender ligeramente por una pequeña apertura.

(5) El sepulcro del Señor Jesucristo. Por decirlo así hay dos: Uno que está dentro de la antigua Jerusalén en la iglesia del Santo Sepulcro, allí está también el Calvario. Es venerado por los devotos del catolicismo romano, griego y copto.

Otro sepulcro está en las afueras de Jerusalén, después que se sale por la Puerta de Damasco.

Allí, sobre una colina que parece una calavera, a pocos metros, está este sepulcro. Al igual que a los lugares donde están las tumbas de David, Raquel y Lázaro. Sea cual haya sido la ubicación exacta del sepulcro del Señor Jesucristo (aunque los evangélicos creemos que es el que está fuera de Jerusalén) la verdad incuestionable es que no está allí la osamenta o el cuerpo de Jesús, porque El resucitó.

I. El sepulcro vacío «No está aquí

Anuncios

1. El ateo lo busca en el sepulcro de su negación de Dios, pero «no está aquí
2. El evolucionista lo busca en el sepulcro de] fin del ser humano, pero «no está aquí
3. El comunista lo busca en el sepulcro de la religión es el opio de los pueblos pero «no está aquí
4. El moralista lo busca en el sepulcro del ideal humano, pero «no está aquí
5. El judío lo busca en el sepulcro de su rechazo mesiánico, pero «no está aquí
6. Las sectas lo buscan en el sepulcro de nuevas revelaciones, pero «no está aquí

II. El sepulcro vacío porque Él resucitó «pues ha resucitado». En el griego se lee «egerthe gar», literalmente «porque resucitó

1. «Pues ha resucitado», significa que puso su vida y la volvió a tomar. «Por eso me ama el Padre, porque yo pongo mi vida, para volverla a tomar. Nadie me la quita, sino que yo la pongo de mí mismo. Tenga potestad para ponerla, y tengo potestad para volverla a tomar. Este mandamiento recibí de mi Padre (Juan 10:17, 18).

2. «Pues ha resucitado», significa que el Señor Jesucristo cumplió su promesa de resucitar.
Todavía un poco, y el mundo ya no me verá más; pero vosotros me veréis; porque yo vivo, y vosotros también viviréis (Juan 14:19).

3. Pues ha resucitado», significa que su cuerpo no vio corrupción o descomposición.

«Porque no dejarás mi alma en el Hades, ni permitirás que tu Santo vea corrupción (Hechos 2:27). La palabra griega para corrupción es «diaphthoran» y se refiere a la descomposición de] cuerpo físico. En cinco ocasiones se aplica negativamente al cuerpo del Señor, indicando que no vería corrupción (Hechos 2:27, 31; 13:24, 35, 37), y una vez positivamente al cuerpo de David que sí vio corrupción (Hechos 13:36).

Anuncios

4. Pues ha resucitado», significa la resurrección eterna del Señor Jesucristo.

«Y el que vivo, y estuve muerto; mas aquí que estoy vivo por los siglos de los siglos, amén» (Apocalipsis 1:18).

5. «Pues ha resucitado», significa la victoria del Señor Jesucristo sobre la muerte y el infierno.
«Y tengo las llaves de la muerte y del Hades» (Apocalipsis 1:18).

6. Pues ha resucitado», significa que la muerte no lo pudo detener. «Al cual Dios resucitó, sueltos los dolores de la muerte, por cuanto era imposible que fuese retenido por ella» (Hechos 2:24).

7. «Pues ha resucitado significa la garantía de resurrección para los creyentes. «Porque si no hay resurrección de muertos, tampoco Cristo resucitó… Porque si los muertos no resucitan, tampoco Cristo ha resucitado de los muertos; primicias de los que durmieron es hecho» (11 Corintios 15:13 20).

III. El sepulcro vacío: una prueba de su resurrección «Venid, ved el lugar donde yacía el Señor

1. Es una invitación a ser libres de las dudas del escepticismo que ataca la doctrina de la resurrección de Jesucristo.

2. Es una invitación a creer como testigos por la fe en la realidad de la resurrección del Señor Jesucristo.

3. Es una invitación a creer y aceptar el testimonio de la iglesia primitiva que proclamó que Cristo resucitó.

4. Es una invitación a tener como prueba de la resurrección de Jesucristo la tumba vacía. La tumba vacía es un mensaje, es un testimonio y es un cántico.

CONCLUSIÓN:

Un Pastor que visito la tumba dijo: La tumba está vacía, yo estuve allí, me metí dentro de la misma, la toqué con mis manos, palpé sus paredes.  Jesucristo resucitó pues él no está allí.

Acerca de Hugo Alfonso Montecinos

Ver también

Bosquejos para predicar - El Espiritu Santo es

El Espíritu Santo es… – Mensajes Cristianos

Bosquejos para Predicar - El Espíritu Santo es indispensable en la vida del cristiano. El Espíritu Santo es necesario, un cristiano sin el Espíritu Santo, no puede subsistir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *