Inicio / Bosquejos Biblicos / ¿Cómo prosperar en tiempos de crisis?

¿Cómo prosperar en tiempos de crisis?

Bosquejos Biblicos… Bosquejos para Predicar

Génesis 26:1-6

INTRODUCCIÓN:

Dios puede prosperarnos aún cuando el mundo entero se encuentre envuelto en crisis.

I. HUBO HAMBRE EN LA TIERRA. (26:1).

Anuncios

La tierra se vió envuelta en grandes problemas alimenticios. El hambre con toda su furia se lanzó sobre ellos…

II. JEHOVÁ LE DIJO: NO DESCIENDAS A EGIPTO, HABITA EN LA TIERRA QUE YO TE DIRÉ. (22:6).

Pero Dios le dijo a su siervo Isaac. No desciendas a Egipto.

Egipto simboliza todo lo malo, el pecado, costumbres, estrategias mundanas y malvadas de buscar provisión, negocios no permitidos a los cristianos. 

Quédate en los principios bíblicos, son eternos y no fallan.

III. DIOS NOS PROMETE BENDECIRNOS DENTRO DEL EVANGELIO. (26:3-4).

Habita aquí como forastero; no somos del mundo. Vivimos en el mundo pero somos ciudadanos del reino de los cielos.

Hay grandes promesas de Dios para los que luchan bajo los principios bíblicos del evangelio…

Anuncios

IV. DEBEMOS SEMBRAR EN MEDIO DEL HAMBRE. (26:12).

V. DEBEMOS ADORAR A DIOS POR BENDECIRNOS EN TIEMPOS DE CRISIS FINANCIERA. (26:25).

No importa como esté la economía del mundo. Debemos trabajar, invertir con sabiduría; levantarnos cada día y abrir nuestros negocios, fabricas, tiendas, restaurantes, sabiendo que la bendición viene de Dios.

CONCLUSIÓN:

El mundo ha pasado por tiempo de bonanza y tiempo de hambres. Dios puede prosperarnos en tiempo de crisis mundial.  Isaac obedeció a Dios y aunque había hambre el sembró ese año y cosecho CIENTO POR UNO.

MI ORACIÓN ES QUE COSECHES ESTE AÑO CIENTO POR UNO… SERÁ ASÍ SI OBEDECEMOS A DIOS.

Anuncios

© Alvaro Canales Quintanilla

Acerca de Alvaro Canales Quintanilla

Ver también

Bosquejos Biblicos.. Cómo estar contento, cuando no quiero estarlo

Cómo estar contento, cuando no quiero estarlo

Bosquejos Biblicos.. Cuando perdemos el gozo, también perdemos el ánimo por servir a Dios. Nos enfocamos tanto en nuestros problemas que nos olvidamos de...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *