Inicio / Bosquejos Biblicos / Las metas de Dios

Las metas de Dios

Bosquejos Biblicos – Bosquejos para Predicar

«…Entonces respondió y me habló diciendo: Esta es palabra de Jehová a Zorobabel, que dice: No con ejército, ni con fuerza, sino con mi Espíritu, ha dicho Jehová de los ejércitos…» Zacarías 4:6

Propósito: El hombre traza sus metas, pero Dios nos tiene una meta.

Introducción: ¿Cómo alcanzarlas?

Transición: Esta declaración de la fuerza hace referencia a un arco cuando está siendo estirado. El arco es un arma de guerra, un instrumento hecho de material que tiene su límite cuando se estira. Además de las limitaciones en el arco, hay limitaciones en la fuerza de la persona que estira el arco.

Anuncios

I. SEGÚN EL HOMBRE, SE CONSTRUYEN A TRAVÉS DE SUEÑOS:

– Los sueños nuestros pueden ser alcanzados a través de nuestra capacidad humana, a través de nuestros recursos e influencia.

– Esto es una idea equivocada.

-Una suposición de los humanos.

– Es el máximo pensamiento que construyen el hombre. Isaías 55.8.

– Es la idea menos equivocada que imagina el hombre.

– Si en este momento tu haces un inventario de tus recursos, habilidades e influencia y decides que puedes lograr el sueño que hay en tu corazón, ese es un sueño tuyo, esto de ninguna manera quiere decir que el sueño sea malo, hay sueños buenos que pueden ser logrados con solo nuestra habilidad y recursos.

Anuncios

II. PROVIENEN DEL CORAZÓN DE DIOS:

– Los sueños de Dios son alcanzados a través del poder de Dios.

– La fuerza humana o “instrumentos” humanos nunca serán suficientes para alcanzar los sueños de Dios.

– Los sueños de Dios, en cambio, parecen imposibles de alcanzar cuando los comparamos con nuestra habilidad. Cuando logramos los sueños que Dios puso en nuestro corazón, nos damos cuenta que Él es el digno de la gloria y el reconocimiento, nosotros solo somos instrumentos en sus manos.

– No importa cuán grande sea nuestro talento o nuestra habilidad, los sueños de Dios se alcanzan con el poder de Dios.

CONCLUSIÓN:

Anuncios

Dios le advierte que si él descansaba en su habilidad para alcanzarla, el propósito no se lograría. Esto es lo que Dios quiere hacer con cada uno de nosotros. Seremos sorprendidos cuando Él ponga sus manos sobre nuestro arco débil.

No importa que tan pocos o vastos sean nuestros recursos. Los sueños de Dios se alcanzan con los recursos de Dios. ¿Estás confiando en Él?

Acerca de Raúl May Ramos

Ver también

Bosquejos Biblicos. Características del cristiano agradecido

Decídase a comenzar de nuevo

Bosquejos Biblicos, la mayoría de personas esperan que el nuevo año sea un nuevo  comienzo para sus vidas, pero tenemos que saber que No es un nuevo año por si mismo lo que nos permite

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *