Inicio / Bosquejos Biblicos / Conozcamos más al Espíritu Santo y su poder

Conozcamos más al Espíritu Santo y su poder

Bosquejos Biblicos… Bosquejos para Predicar

La unción o poder del Espíritu Santo

Cuando el apóstol Pablo llegó a la ciudad de Éfeso preguntó a aquellos discípulos que estaban allí: “¿recibisteis el Espíritu Santo cuando creísteis? Y ellos le contestaron: “ni siquiera hemos oído si hay Espíritu Santo”. Esto es muy significativo ya que estos discípulos no tenían conocimiento alguno de la realidad del Espíritu Santo ni de su obra ni de la unción.

El Señor Jesucristo vuelve por su iglesia. Por esto debemos reconocer que estamos en el ministerio terrenal del Espíritu Santo. Cuando Jesús partió no abandonó a sus discípulos, él envió al Espíritu de Dios, y ahora mora en cada cristiano nacido de nuevo. Precisamente por esto es fundamental conocer el carácter, los dones, la dirección y unción del Espíritu Santo, quien vive en nosotros y desea hacer maravillas.

Obra, carácter y unción del Espíritu Santo:

Anuncios

a) El Espíritu de Dios nos santifica.

Juan 14:26Mas el Consolador, el Espíritu Santo, a quien el Padre enviará en mi nombre, Él os enseñará todas las cosas, y os recordará todo lo que yo os he dicho

Nota: El Espíritu Santo genera santidad. Podemos ver esto al considerar el significado de su nombre desde el griego del Nuevo Testamento, el nombre Espíritu Santo significa entonces:

1) La palabra “Espíritu” es un término traducido del griego “pneúma” que traduce también: viento, aliento, espíritu, soplo.

b) La palabra “Santo” es una palabra traducida del griego “jágios” que también significa: puro, sagrado, consagrado (al Señor).

Vemos pues que hace referencia a Aquel que anhela guiarnos hacía la voluntad del Padre celestial. Nos habla de aquella persona que redarguye al cristiano, procura convencerlo de lo que no está bien, él jamás nos llevará a desobedecer la palabra de Dios. El Espíritu Santo procura producir en cada cristiano el carácter santo del Padre celestial, pues precisamente es lo que Dios quiere: 1 Pedro 1:14-16 nos dice:

Como hijos obedientes, no se conformen a los deseos que antes tenían en su ignorancia, sino que así como Aquél que los llamó es Santo, así también sean ustedes santos en toda su manera de vivir. Porque escrito está: “SEAN SANTOS, PORQUE YO SOY SANTO

Anuncios

b) Es fundamental conocer al Espíritu Santo más allá de sus dones.

Nota 1: Es necesario tener en cuenta que la unción y los dones del Espíritu Santo se reciben, el Señor mismo los entrega; pero que el carácter maduro y santo es el resultado de una proceso formativo en el que es vital someter nuestro corazón a Dios sin reservas (en un marco de acción divina y un verdadero sometimiento del cristiano al Señor).

Nota 2: Ante estas cosas debemos ver que es un error procurar los dones y la unción de Dios, sin anhelar de igual forma el carácter santo que genera el Espíritu de Dios. Es por esta razón que podemos hallar ungidos inmaduros, es decir instrumentos con unción pero con poco carácter de Jesús. Por eso debemos anhelar los dones del Espíritu Santo pero de igual manera su naturaleza, carácter y esencia.

c) Es necesario valorar la unción que el Espíritu Santo pone en cada creyente.

Nota 1: El sostén de la unción es el carácter del creyente, por eso dice la Biblia: “Al que tiene, más se le dará; pero al que no tiene, aun lo que tiene se le quitará” Mateo 13:12, ya que nadie echaría su preciosos aceite en una vasija rota. Lo primero que haría sería repararla, la restauraría para no perder aquel aceite, por esto el carácter de Cristo en el cristiano es la fuerza de la vasija que contiene la unción del Espíritu Santo.

Nota 2: Es muy importante cuidarse de esos agujeros que hacen que se pierda la unción que el Señor deposita en sus instrumentos, es decir en sus hijos. Algunos de estos agujeros son: la falta de perdón, la inmoralidad sexual, la murmuración, la falta de sometimiento, la mentira, el descuido en la comunión con el Señor, entre otros, cosas ante las cuales debemos pedir perdón y corregir estas malas conductas que afectan nuestra vida.

Anuncios

d) Es muy importante el fruto del Espíritu Santo en el cristiano, Gálatas 5:22-23

La unción de Dios

Mas el fruto del Espíritu es amor, gozo, paz, paciencia, benignidad, bondad, fe, mansedumbre, templanza; contra tales cosas no hay ley

Nota 1: Veremos casos donde una persona puede fluir en los dones del Espíritu Santo, sin experimentar el fruto del Espíritu en su vida. Por ejemplo al considerar el caso de la iglesia de Corinto en 1 Corintios 12:7-10 vemos nueve dones del Espíritu de Dios manifestados allí (estos son los dones de milagros, sanidades, profecía, fe, discernimiento de espíritus, géneros de lenguas, interpretación, palabra de ciencia y de sabiduría), y podemos ver también que Gálatas 5:22-23 nos muestra nueve evidencias del fruto del Espíritu de Dios, y ésta igualdad, los nueve dones y las nueve manifestaciones del fruto, nos dejan ver que los dos son muy importantes en la vida del creyente.

Nota 2: Vemos pues que los hermanos de corinto tenían mucho poder con una marcada ausencia de amor, honestidad, humildad e integridad, ya que 1 Corintios 1:7 (nos enseña que tenían todos los dones) y 1 Corintios 1:11 (nos dice que habían muchos conflictos, además de otras situaciones muy graves en la iglesia).

Debemos procurar la obra del Espíritu Santo en nuestro corazón y no sólo los dones sobrenaturales, pues al usar su poder la falta de amor puede provocar que las personas en vez de acercarse a Dios se alejen ante la dureza de corazón de quienes le sirven a él. Rindamos nuestro ser al Señor para que fluya su carácter en nosotros.

También podemos observar por ejemplo el caso de Sansón, juez de Israel, quien tenía una fuerza física sobrenatural (por la unción del Espíritu Santo), pero lamentablemente también había en él una gran debilidad moral. Por todas estas cosas el fruto del Espíritu Santo es nuestra vida es un factor muy importante y valioso.

Reflexión final: Debemos desear todo lo que Dios ha diseñado para cada uno de sus hijos, sin embargo es vital tener siempre las intenciones correctas, es decir busquemos que Jesucristo sea glorificado en todo lo que hagamos. Nuestra principal razón es que él resplandezca, y que su gobierno se establezca en medio nuestro. Entonces procuremos los dones mejores, pero ante todo el amor de Dios gobernando nuestra vida.

© Gonzalo Sanabria. Todos los derechos reservados.

Predicas Biblicas… Bosquejos para Predicar

Acerca de Gonzalo Sanabria Anzola

El pastor Gonzalo Sanabria Anzola nació el 30 abril de 1972 en Florida (Valle del Cauca, Colombia), y recibió a Jesús como su Señor y Salvador en 1995. Desde sus inicios comienza a servir a Dios como líder en su iglesia local y a prepararse para el ministerio. Obtuvo una Licenciatura en Ciencias Religiosas en la Universidad Pontificia Javeriana de la ciudad de Cali, Colombia, en el año 2010; y en el año 2011 Certificación en Biblia y ministerio.

Ver también

Bosquejos para predicar - El Espiritu Santo es

El Espíritu Santo es… – Mensajes Cristianos

Bosquejos para Predicar - El Espíritu Santo es indispensable en la vida del cristiano. El Espíritu Santo es necesario, un cristiano sin el Espíritu Santo, no puede subsistir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *