Inicio / Mensajes Cristianos / El mayor problema del hombre

El mayor problema del hombre

Mensajes Cristianos

Mensajes Cristianos – Texto clave: Génesis 3, Apocalipsis 3:5

Objetivo: Saber que el mayor problema del hombre, el pecado y por consiguiente la muerte. La muerte si tiene solución y esa solución está en Cristo Jesús. Él ya se encargó de todo. Solo debemos aceptarlos en nuestra vidas y dejar que Él obre.

INTRODUCCIÓN

En una ocasión cuando era adolescente y estuve trabajando en un restaurante de comida rápida, el gerente me mandó a caja porque los otros empleados habían tenido problemas con las cuentas, ya que faltaba el dinero o a veces sobraba. Si las cosa se hacían bien no debía haber mucha diferencia entre lo que decía la cuenta y lo que había realmente en caja. Yo no tenía ningún interés en agarrar dinero de allí. Sin embargo, la compañera que estaba conmigo me dijo que sacáramos algo para los dos, y ella me ayudaba a hacerlo. En primera instancia yo me opuse, pero después de tanta insistencia cedí.

Comenzamos a dar productos sin pasarlos en caja, y así nos quedaba el dinero. Yo debía sacarlo antes de que hicieran el conteo de caja, pero como estaba muy nervioso no lo pude hacer y luego de que hicieron las cuentas de la caja había un excedente muy notorio.  Fui amonestado severamente ya que como yo era el que estaba en caja, era mi responsabilidad lo que ocurriera en ella, y me llevé toda la culpa. Fue humillante y muy vergonzoso para mí por no ser firme en mi decisión de no hacerlo. Me deje envolver y tuve que pagar las consecuencias de mis actos.

Anuncios

DESARROLLO

Los mensajes cristianos nos enseñan que el hombre cuando estuvo con Dios en el jardín del Edén realmente era feliz en plenitud. No necesitaba nada, tenía todo lo que podía desear. Salud, alimentación, paz, amor, vigor, todo lo que una persona necesita para ser verdaderamente feliz.

No obstante la serpiente le colocó en la mente de Eva la idea de que podía estar mejor y que podía llegar a ser como Dios sí comía del fruto que el Señor les había prohibido comer. Busquemos esta historia en la palabra de Dios en el libro de Génesis 3:1-5.

Dios les había dado todo en el huerto del Edén y todos los árboles que tienen fruto para comer. Sin embargo, sólo un fruto no debían comer, el del árbol del bien y del mal. Es curioso que aunque el hombre tiene muchas opciones buenas para escoger y sólo una mala, termine seleccionando la única opción que no debe tomar.

Es como cuando una madre o un padre le dice a su hijo, no hagas esto o aquello, no metas los dedos detrás de la puerta porque puedes lastimarte, y el niño termina haciendo lo que el padre le dijo que no hiciera y se lástima las manos por no hacer caso.

Eva ve el árbol

En el versículo 6 del capítulo 3 de Génesis podemos apreciar como Eva ve el árbol y el fruto de forma codiciable. Era una hermosa fruta muy buena a los ojos y que parecía que realmente podía obtener en ella la sabiduría deseada. Cuan frecuentemente nos pasa que vemos algo fascinante a los ojos, y lo deseamos. Buscamos la forma y nos proponemos a obtenerlo, pero cuando logramos nuestro objetivo nos damos cuentas que no era lo que pensábamos.

Por ejemplo, cuando una joven ve a un chico o viceversa, y su apariencia y actitud, todo lo que muestra es una maravilla pero cuando logra estar con él o ella, se da cuenta que todo era una pantalla o una máscara y todo lo que mostraba era solo apariencia.

Es por eso que muchos noviazgos que se veían muy felices luego de que se casan duran poco y se divorcian. Luego del matrimonio se ven realmente como son. Otro caso similar es cuando deseamos un trabajo o un cargo y nos proponemos alcanzarlo. Hacemos todo lo que está a nuestro alcance y cuando llegamos allí, nos damos cuenta que no era lo que esperábamos y terminamos decepcionados.

Anuncios

Cuando Adán y Eva pecaron sintieron una gran decepción. Lo que esperaban obtener no fue lo que realmente obtuvieron, en vez de avanzar retrocedieron. Conocieron que estaban desnudos (Génesis 3:7). Aunque desde antes ambos estuvieron desnudos (Génesis 2:25), después del pecado y el mal, sintieron vergüenza por su desnudez. Quisieron resolver el problema por lo que hicieron delantales de hoja de higuera para cubrirse.

El hombre busca la solución

El hombre siempre busca la solución a sus problemas de la forma más rápida posible, y lo hace a corto plazo. Cuando se daña algo en el hogar, lo remienda para resolver por el momento y a veces eso mal hecho y con mal aspecto termina quedando de manera permanente. La forma que encontró Adán para cubrirse fue con algunas hojas, pero Dios tenía una mejor solución para él, algo que resolvería el problema de manera correcta y de forma permanente.

El Señor en su infinito amor y misericordia proveyó un vestido, una túnica de pieles lo cual cubrió la desnudez de Adán y Eva por completo, y fue unas vestiduras más resistentes y duraderas (Génesis 3:21).

Sin embargo, fue una solución temporal. Al entregarles unas túnica de pieles tuvo que haber un sacrificio de animales, y así alguien pagó por el pecado cometido de manera temporal hasta que Cristo vino y pago con Su sangre. La paga del pecado es muerte.

A través de mensajes cristianos aprendemos que en la antigüedad el pueblo de Dios realizaba sacrificio de animales para expiar sus pecados. Esas ovejas representaban a Cristo quien fue el sacrificio perfecto. Luego de la muerte de Cristo, quien pagó nuestra deuda por el pecado, somos libres de condenación si lo aceptamos a él como nuestro salvador personal.

CONCLUSIÓN

La solución de Dios no quedó allí, vistió la desnudez del hombre en ese momento, pero también prometió que volvería a buscarnos y que restaurara todas las cosas como lo eran al principio sin pecado y en completa felicidad.

Anuncios

Aquellos que acepten a Cristo como su Salvador personal recibirán cuando Cristo venga vestiduras blancas (Apocalipsis 3:5) que serán eternas e incorruptibles, seremos provisto de inmortalidad y viviremos eternamente con Cristo.

LLAMADO

A través de mensajes cristianos aprendemos que el mayor problema del hombre es el pecado y la muerte. Muchos creen que la muerte es lo único que no tiene solución, pero realmente si hay solución para la muerte y el pecado. La solución es Cristo Jesús. Solo en Él obtendremos vida eterna y una felicidad en plenitud. ¿Deseas recibir de Dios este gran don? Acepta ahora a mismo en tu vida al Señor.

Redactado por: Samuel García para Predicas Biblicas.

© Predicas Bíblicas. Todos los derechos reservados.

PredicasBiblicas.Com.. Mensajes Cristianos

Acerca de Samuel García

Nacido en el evangelio, hijo de madre soltera, soy el mayor de tres hermanos. Líder juvenil en mi iglesia, me gusta predicar, me encanta la música cristiana, por lo cual pertenezco a un grupo musical. Estoy felizmente casado con una esposa maravillosa. Soy profesional (Ing. Civil). Actualmente vivo en Caracas, Venezuela. Con disposición de seguir la voluntad y la dirección de Dios, soy bendecido por Él grandemente.

Ver también

Bosquejos para predicar - El joven y sus pasiones

Joven, levántate

Mensajes Cristianos.. La muerte es siempre desgarradora, incluso para una persona de fe. Pero cuando nos topamos con la muerte de un joven o de un niño..

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *