Delante de Él expondré mi queja

 Mensajes Cristianos – Devocionales Cristianos

Qué fácil es quejarnos y qué difícil es mantenernos agradecido y contentos con las cosas que sí hemos logrado en la vida. ¿En algún momento te has puesto a pensar cuántas personas desearán tener lo que tú tienes y llegar dónde tú has llegado? Pero muchas veces la inconformidad y la queja no nos deja disfrutar de nuestros logros.

Nos quejamos de Dios, de la familia, del cónyuge, de los padres, de la economía, del clima, de lo que tenemos y de lo que nos falta… de todo.

La queja no nos lleva a nada bueno, aún hacemos que nuestra propia familia nos rechace porque quién va querer estar con una persona que sólo sabe quejarse y quejarse. La queja lleva a más amargura y el desánimo toma control para no permitirnos avanzar y empeorar las cosas.

Ahora bien, medita en lo siguiente: ¿Has logrado algún resultado positivo quejándote? ¿Puedes enumerar los beneficios de la queja? Piensa también: ¿Alguien cuando escucha tu queja acude inmediatamente para darte dinero, comida o ayudarte incondicionalmente?

Anuncios

Pues bien, Dios que sí nos conoce, nos pide: “Trae tus quejas y preocupaciones delante de mí”… ¿Y sabes por qué? Porque Él sí puede ayudarnos.

“Con mi voz clamaré a Jehová; con mi voz pediré a Jehová misericordia.

Delante de él expondré mi queja; delante de él manifestaré mi angustia.

Cuando mi espíritu se angustiaba dentro de mí, tú conociste mi senda…

Clamé a ti, oh Jehová; Dije: Tú eres mi esperanza, Y mi porción

en la tierra de los vivientes. Escucha mi clamor, porque estoy muy afligido. Líbrame… Porque tú me serás propicio”  (Salmos 142 RVR)

 Ciertamente hay situaciones muy difíciles, pero con quejarnos no solucionaremos nada, al contrario nos volveremos más amargados y angustiados.

Anuncios

Es delante de Dios que debemos llevar nuestras quejas porque Él sí conoce nuestros caminos y promete hacer sendas nuevas donde nosotros pensamos que ya no existen. Digamos como el salmista: “Tú eres mi esperanza, mi porción, lo único que necesito, líbrame de toda angustia porque tú me eres propicio”.

Ser propicio es cuando alguien es justo lo que necesito, es algo oportuno y favorable. También significa facilitar la ejecución de algo y atraer la benevolencia de algo. Todo esto es Dios, Él es favorable y oportuno, Él es todo lo que necesito para solucionar mis problemas y avanzar en la vida. Dios me facilita las cosas para hacerme mejor mis pasos, por eso mis pies se vuelven ligeros y mis cargas no pesan cuando estoy en Sus poderosas manos. Él hace que la bondad y el bien caigan sobre mí, Él permite en mí nuevas fuerzas para caminar sin cansarme y correr sin desfallecer.

Dios que es Todopoderoso, que es Soberano y además nuestro Señor y Padre, es quien está prometiendo. No estamos haciendo algo loco al confiar en Dios, estamos haciendo lo más lógico y lo mejor, colocar nuestra confianza en Aquél que todo lo puede, en Aquél que es verdaderamente fiel y nunca miente.

Sólo Dios puede entender la profundidad de nuestro pensamiento y de nuestras emociones, delante de Él debemos ir cada día en oración y exponer nuestras necesidades confiando de que Él es propicio, suficiente y todo lo que necesito.

© Predicas Biblicas. Todos los derechos reservados.

Predicas Biblicas… Mensajes Cristianos

Acerca de Predicas Biblicas

Predicas Biblicas un central de sermones cristianos dedicado a evangelizar a las naciones a través de predicas cristianas, estudios biblicos, y mensajes cristianos.

Ver también

Mensajes Cristianos.. Pensamientos puestos en Dios

¿Dónde está Dios?

¿Dónde está Dios? Dios está con aquellos que le buscan. Dios está donde hay un corazón contrito y humillado. Dios está donde se busca Su presencia y...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *