Inicio / Predicas cristianas / Debes conocer lo que Dios pide de ti

Debes conocer lo que Dios pide de ti

Predicas Cristianas

Debes conocer lo que Dios pide de ti para que puedas cumplir con sus requerimientos y ser prosperado; muchas veces los creyentes se preguntan cual es la razón por la cual no tienen los progresos en sus vidas que otros tienen, o los que ellos mismos anhelan; hay quienes llegan a Cristo en búsqueda de prosperidad y al no alcanzarla creen que adoramos a un Dios mentiroso y que no cumple sus promesas.

Leamos la palabra de Dios en Deuteronomio 10:12-13Ahora, pues, Israel, ¿qué pide Jehová tu Dios de ti, sino que temas a Jehová tu Dios, que andes en todos sus caminos, y que lo ames, y que sirvas a Jehová tu Dios con todo tu corazón y con toda tu alma; que guardes los mandamientos de Jehová y sus estatutos, que yo te prescribo hoy, para que tengas prosperidad?.”.

De una u otra manera, cada uno de nosotros hemos llegado a los pies de Cristo en medio de una necesidad y en busca de la solución para nuestro problema; son muchas las situaciones, pero en algunos casos, pueden que lleguen al Señor en busca de la prosperidad, una prosperidad que no siempre, o necesariamente es económica, sino que la búsqueda esta dirigida hacia otra área de la vida en la cual necesitan ser prosperados, necesitan un progreso.

Son muchas las veces que oímos predicar de un Cristo que pareciera estar solamente para suplir necesidades, un Cristo que tiene junto a Él una cartelera de ofertas o tentadoras propuestas destinadas a solucionar los problemas humanos

Al hacer esto, aquellos que predican a ese Cristo, se olvidan que la primer solución que el Señor trae a la vida de una persona, es la salvación y la vida eterna que Él nos a regalado desde la cruz de su sacrificio, “Porque de tal manera amo Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquél que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eternaJuan 3:16.

Ya con el concepto claro en nuestro corazón de que lo primero es la salvación, podemos ver en la Biblia una cantidad enorme de tremendas promesas del Señor que abarcan cada una de las áreas de nuestra vida, “Todas las cosas que pertenecen a la vida y a la piedad nos han sido dadas por su divino poder, mediante el conocimiento de aquel que nos llamó por su gloria y excelencia, por medio de las cuales nos ha dado preciosas y grandísimas promesas2 Pedro 1:3-4

Para cada uno de nuestros problemas, por doloroso o angustiante que este sea, el Señor nos entrega la solución a través de una promesa, una promesa que por cierto en una verdad de Cristo y que podemos hacerla efectiva para cada uno de nosotros, “Porque no os hemos dado a conocer el poder y la venida de nuestro Señor Jesucristo siguiendo fábulas artificiosas2 Pedro 1:16.

Por cierto que para que las promesas del Señor se hagan realidad en nuestra vida, previamente debemos cumplir con algunos requisitos; en un principio dijimos que muchas veces hay quienes se quejan y hasta llegan a alejarse del Señor al no ver rápidamente el fruto de nuestras peticiones

Pedimos y queremos que el Señor nos prospere, pero no consideramos la posibilidad de que somos nosotros quienes no cumplimos con nuestra parte en esa relación Padre-Hijo/Hijo-Padre; es por eso que debemos tener claro cuales son los requisitos para lograr la buena relación con el Señor y esa prosperidad que tanto necesitamos y anhelamos.

Observando los versículos que leímos ya tenemos una respuesta, podemos ver que cuatro son las condiciones que el Señor te pide para que tengas prosperidad:.

1. Que temas a Dios:

Temed a Jehová, vosotros sus santos, Pues nada falta a los que le temenSalmo 34:9; la primera condición es que tengamos temor a Dios, pues resulta muy fácil decir: “Soy cristiano” pero en mi interior sigo siendo el mismo que siempre fui, cuando la presencia del Señor en mi vida no produce cambios fundamentales en la forma de pensar y actuar, deberíamos verificar si es que realmente nos hemos convertido o simplemente decimos: “Soy cristiano”.

Cuando hay temor a Dios cuidamos nuestro hablar, nuestro obrar y nuestra forma de pensar; cuando el temor a Dios esta presente en nuestra vida, ese mismo temor esta en nuestra responsabilidad para con todas las cosas de Dios, con nuestro cumplimiento en sus ordenanzas, en el cumplimiento del propósito que Dios tiene con nuestras vidas, en el desarrollo de nuestros ministerios; el temor a Dios nos hace ser fieles a Él.

2. Que andes en sus caminos:

Guarda los preceptos de Jehová tu Dios, andando en sus caminos, y observando sus estatutos y mandamientos, sus decretos y sus testimonios, de la manera que está escrito en la ley de Moisés, para que prosperes en todo lo que hagas y en todo aquello que emprendas1 Reyes 2:3

Cumpliendo la primera condición, temiendo a Dios, no nos resultará difícil cumplir con la segunda; cuando hay temor a Dios respetamos su Palabra y porque la respetamos, la cumplimos, dejamos de ser simples oidores de ella para hacernos hacedores de la misma, Santiago 1:22.

El Señor nos esta pidiendo que andemos por sus caminos, que abandonemos los nuestros teniendo en cuenta que “Hay camino que al hombre le parece derecho; Pero su fin es camino de muerteProverbios 14:12.

Acerca de Luis Alberto Coria

Mi nombre es Luis Alberto Coria, estoy casado con Nora Griselda Correa y tenemos cuatro hijos. Soy un fiel seguidor de la palabra de Dios.

Ver también

Reflexiones Cristianas... Me enamore de ti

La vida

Predicas Escritas; Jesús es la novedad de vida, es un nuevo camino, y una actividad siempre nueva, pero lo que no siempre se entiende es que esa Vida que..

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *