Inicio / Predicas cristianas / ¿Conoces el lugar?

¿Conoces el lugar?

Predicas Cristianas

¿Conoces el lugar en donde y cómo Dios quiere que vivas?; la voluntad del Señor es que tu puedas vivir en la forma que planificó para Adán, en un lugar especialmente preparado por él y en donde puedas gozar de todos sus beneficios; para ello, solo debes vivir como debió hacerlo Adán, y si no lo haces sufrirás el castigo que Él sufrió.

Leamos la palabra de Dios en Génesis 2:8-17Y Jehová plantó un huerto en Edén, al oriente; y puso allí al hombre que había formado. Y Jehová Dios hizo nacer de la tierra todo árbol delicioso a la vista, y bueno para comer; también el árbol de la vida en medio del huerto, y el árbol de la ciencia del bien y del mal…; porque el día que de él comieres, ciertamente morirás”.

Puedes vivir en el lugar y en el ambiente que tu deseas, puedes vivir como tu deseas y rodearte de quien quieras; pero en este día, déjame decirte que Dios tiene preparado un paraíso para ti en donde estarás rodeado de lo mejor para que puedas disfrutar allí de sus mas ricas bendiciones.

El Señor ha preparado este lugar para que tu puedas disfrutar de la forma de vida que Él quiere darte, una vida llena de bendiciones y por sobre todas las cosas, una vida eterna y sentado en la mesa del gran banquete celestial, en las bodas del Cordero, Apocalipsis 19:9-10.

La decisión es tuya, continúas tu vida como venías hasta ahora, o le dices sí al Señor y te entregas para que Él te lleve a ese lugar que te ha preparado.

Jehová plantó un huerto en Edén” (vers. 8), podemos ver que la parte especial de la creación de Dios, que es el hombre, no estaba destinado a tener igual rango que el resto, Génesis 1:27-30, sino que además le ha creado un hábitat especial para él de manera que pueda vivir rodeado de lo mejor, el deseo del Señor es que todo hombre pueda disfrutar de las bendiciones de su creación.

El Señor tiene ese lugar preparado para ti

Esta allí esperando tu decisión de seguir sus instrucciones y entonces estarás en condiciones de ser transportado hasta ese lugar en donde verás y disfrutarás de la gloria de Dios como lo hizo Adán por mucho tiempo, hasta que dejó que el pecado de la desobediencia penetrara en él.

Y puso allí al hombre que había formado” (vers. 9), el hombre fue puesto allí, esa maravillosa creación de Dios no nació en Edén, fue luego puesto en el sitio que Dios había preparado para él.

No debes preocuparte por tu pasado, no le interesa al Señor por qué caminos transitaba tu vida ni cuanta suciedad tenía tu vida porque esto para el Señor no tiene importancia porque “Si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas” (2 Corintios 5:17).

Cuando recibes a Cristo en tu corazón, te conviertes en una nueva criatura, toda la suciedad que tenías sobre tu vida es limpiada para que puedas ingresar en este lugar maravilloso que el Señor tiene preparado para ti; el Señor limpia tu vida y la rodea de la belleza de la creación para que puedas disfrutar de ella con todos tus sentidos.

Hizo nacer de la tierra todo árbol delicioso a la vista, y bueno para comer” (vers. 9), el Señor te rodea de todo, no solamente para que veas las bendiciones, sus prodigios y milagros, sino también para que te hagas partícipe de ellas, y no podía ser menos cuando te conviertes en un hijo de Dios, del Rey de Reyes, ya que:

Poderoso es Dios para hacer que abunde en vosotros toda gracia, a fin de que teniendo siempre en todas las cosas todo lo suficiente, abundéis para toda buena obra” (2 Corintios 9:8).

Vemos también que el huerto estaba rodeado de ríos, verss. 10-14, y así es como Él desea que vivamos cada uno de nosotros, rodeados de los ríos de agua viva que brotan desde su trono de gloria.

Es necesario que vivamos dentro de los límites que marcan esos ríos que son la palabra de Dios.

Cuando nos ocupamos de escudriñar las Escrituras, Juan 5:39, nos estamos ocupando de conocer al Señor, y al ponerla por obra estamos reconociendo que dentro de los límites que ella nos fija tenemos todo lo necesario y lo mejor para vivir; en el huerto del Edén, además de lo mejor y lo necesario estaba también lo más valioso ya que había oro, ónice y bedelio; en el huerto que el Señor ha preparado para nosotros también está lo más valioso: La salvación de nuestra alma y la vida eterna en Cristo Jesús.

Hemos visto que el Señor quiere transportarnos a un lugar de privilegio en el cual vivamos conforme a sus mandamientos, para que así disfrutemos de todas sus bendiciones.

Acerca de Luis Alberto Coria

Mi nombre es Luis Alberto Coria, estoy casado con Nora Griselda Correa y tenemos cuatro hijos. Soy un fiel seguidor de la palabra de Dios.

Ver también

Reflexiones Cristianas... Me enamore de ti

La vida

Predicas Escritas; Jesús es la novedad de vida, es un nuevo camino, y una actividad siempre nueva, pero lo que no siempre se entiende es que esa Vida que..

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *