La unción de Jesús

Predicas Cristianas

Prédica de Hoy: La unción de Jesús

Introducción

La unción de Jesús nos salpica. Los que crecen y maduran están cada vez más cerca de la nube de Dios. Pero los que menguan en el hambre, no crecerán y se les alejará la nube de ellos.

Madurez es no hacer lo de niño. Samaria lleva muchos años siendo “piso piloto” para la nación de España. Ser “piso piloto” requiere mucha disciplina que Él nos impone. Dios nos da órdenes exactas de cómo quiere las cosas. Nadie puede cambiar nada de lo que Él ha establecido.

Dios ha puesto su habitación dentro de sus Hijos: no de todos. Los cambios en nuestras vidas dependen casi al cien por cien de nuestra concentración. Iglesia piloto es lo básico: salvación, restauración, etc. pero luego, cada cual que entra a vivir, ha de enriquecerlo con los frutos, pero nunca saliéndose del orden divino.

El perfume que derramó María, hermana de Lázaro, no fue para su hermano si no fue para Jesús. Si aquí vivo la palabra por los hechos y la fe, pero la Presencia y el caminar con Dios tiene lugar en los cielos. El justo Enoc, camino con Dios aquí y al final fue traspuesto a los cielos.

La Biblia, tal y como la conocemos estará con nosotros hasta que tenga lugar, la gran tribulación. Dudar de lo que está escrito en su Palabra, tiene asegurada una reprensión de Parte de Dios. No hay ningún sueño que Dios haya dado a sus ungidos, que tarde o temprano no tenga cumplimiento.

Los hermanos que son conscientes del mal que hacen, Dios no oró por ellos. Satanás le robó a Adán todo lo que Dios le había delegado pero con una estrategia muy sabia, en la cruz (y todo el proceso) Jesús lo encerró para robarle este dominio (sólo de la ley). La unción de Jesús, que él recibió, nos salpica a nosotros.

“…(como está escrito: Te he puesto por padre de muchas gentes? delante de Dios, a quien creyó, el cual da vida a los muertos, y llama las cosas que no son, como si fuesen…”. Romanos 4:17 (RVR1960)

La unción de Jesús también nos salpicó a nosotros.

También del ungimiento que recibió David, también les llegó a alcanzar a sus hermanos y padres. Abraham se pareció a Dios en la fe. Todos lo vieron y su se lo creen les alcanzará también. Para los que andan en corrupción ninguna salpicadura de fe, santidad o glorias les importa.

La categoría o nivel que aquí nos hemos procurado mediante el precio de la obediencia, allí seremos considerados. Hay hermanos aquí que son catastróficos y no crecen ni dejan crecer a los demás, sino que les inculcan pensamientos de crítica, ruina y fracaso. Pues eso será lo que tendrán como recompensa.

Acerca José Garcia

José García
José García y Maria Martínez son los pastores de la Iglesia Samaria. Los dos nacidos en Cartagena, ciudad del sur de España. Allí contrajeron matrimonio y años después tuvieron tres hijos Maribel, Celia y Josué, formando así el principio de la familia García Martínez. Le invitamos a que nos viste: IGLESIA SAMARIA. TERRASSA - C/ Moncada 664 Terrassa (Barcelona - España) - Telf. (+34) 93 731 11 81

También Revise

Un corazón arrepentido

De corazón arrepentido

Predicas Cristianas; la oración de un arrepentimiento verdadero delante de Dios, corazón arrepentido que se humilla delante de Dios y reconoce que ha pecado y..

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.