Dios te llama

Predicas Cristianas

Predicas Cristianas Texto Biblico:Y vino Jehová y se paró, y llamó como las otras veces: ¡Samuel, Samuel! Entonces Samuel dijo: habla, porque tu siervo oye 1 Samuel 3:10

Introducción

Escuchar la voz de Dios sin duda es algo extraordinario. Samuel antes de convertirse en profeta y escuchar la voz de Dios de diferentes maneras pudo escuchar la voz de Dios durante tres veces en su llamado.

En las sagradas escrituras leemos cómo Dios se comunicó con muchos profetas, por sueños, visiones o hablándoles audiblemente. Pero ¿a quienes hablaba Dios? ¿cómo era la vida de estas personas luego de escuchar la voz de Dios?.

Un encuentro con el Señor no es algo que pase desapercibido en la vida de ninguna persona. Dios transforma vidas y da vida a lo que estaba muerto. 

Anuncios

I. La historia de Samuel (1 Samuel 1:1-28)

Es muy conocida la historia de cómo Dios le concedió a Ana un hijo, aun cuando ella era estéril. Ana se postró delante del Señor e hizo una promesa, si Dios le concedía un hijo ella lo entregaría para su servicio. Dios hace el milagro y ella entrega al niño al sacerdote para que ministrara.

Es importante notar como Ana cumple la promesa que le hizo a Dios, Esto le agrada a Él. También es importante notar cómo ella se desprende del niño y lo entrega para el servicio con el sacerdote. Ella sabía que el milagro fue hecho por Dios y a Él le pertenece.

Samuel entonces desde niño empieza a servir a Dios junto con los sacerdotes Elí y sus hijos. Pero los hijos de Elí hicieron lo malo delante de Dios le desagradaron en gran manera.

Dios entonces decide que castigara a Elí y sus hijos y envía un profeta a Elí con la palabra de Dios del castigo que le haría a sus hijos por los pecados cometidos. Pero Samuel, dice la biblia, iba creciendo y era acepto delante de Dios. 

Encontramos pues por un lado a personas destinadas para un servicio pero que no hacen lo que es debido y no toman en cuenta a Dios y su palabra. También Elí conociendo el pecado de sus hijos no se los impide.

Por el otro lado está Samuel que de forma humilde servía al Señor. Dios entonces toma una decisión y castiga el pecado, porque Dios no lo puede soportar. Samuel encuentra gracia a los ojos de Dios y decide llamarlo para su servicio en lugar de los hijos de Elí.

II. El llamamiento (1 Samuel 3:1-19)

La biblia dice que no había visión con frecuencia en aquellos días y la palabra de Dios escaseaba. Estando Samuel durmiendo Dios llama a Samuel, este se despierta y acude al sacerdote Elí pensando que él le había llamado. Elí se extraña y le pide a Samuel que vuelva a dormir pues él no le había llamado. Así sucedió dos veces más.

Anuncios

A la tercera vez Elí comprendió que Dios estaba llamando a Samuel y le indico las palabras que debía responderle. Samuel no comprendió que era Dios quien le llamaba pues este tipo de situaciones no ocurrían con frecuencia en aquellos días como indica su palabra. Pero el sacerdote sí lo entendió y le da instrucciones a Samuel. 

A la cuarta vez Dios llamó a Samuel y la respuesta que él le da a Dios cambio lo que había ocurrido las otras veces, las palabra de Samuel fueron: “Habla, porque tu siervo oye” (1 Samuel 3:10). Aquí notamos que Samuel muestra con sus palabras una disposición  y aceptación de la palabra de Dios y una sumisión ante el Señor.

Dios entonces le da palabra profética a Samuel y manifiesta que hará con Elí y con sus hijos. Le declara estas palabras a Elí y las acepta pues es la voluntad de Dios castigarle por sus pecados y los de sus hijos. 

Dios llama a las personas que Él quiere, no se necesita que sean funcionarios, reyes o cualquier otro alto puesto. Dios solo quiere a personas dispuestas a servirle. Jesús llamó pescadores, recaudadores de impuestos y gente común y corriente. Dios no ve lo que ve el hombre, Dios ve el corazón de cada uno. 

III. Su crecimiento (1 Samuel 3:19-20)

La biblia dice que Samuel creció y Jehová estaba con él. Dios castigó a los antiguos sacerdotes por su pecado contra Él, en cambio estaba con Samuel, pues este se dispuso a servirle con humildad. Dios se desagrada del corazón altivo, pero ama a las personas humildes de corazón.

Esa es una de las principales características que Dios busca en las personas, que tengan un corazón dispuesto a servirle. No busca fortaleza física o cosas semejantes, primero ve el corazón. Samuel tenía ese corazón y esa voluntad dispuesta a ponerse al servicio de Dios.

Anuncios

También dice este texto que Samuel no dejaba caer a tierra ninguna de las palabras de Dios. Así como manifestó a Elí el castigo que Dios le enviaría, así cumplió con todos los mensajes que Dios le daba.

No importaba lo que Dios le pidiera a Samuel, él lo cumplía tal cual Dios se lo mandaba. Y todo el pueblo conocía a Samuel que era fiel profeta de Dios. No se corrompía ni le quitaba o agregaba a la palabra de Dios. Tal cual Dios decía así Samuel cumplía con su palabra. 

Acerca de Pastor Jose R. Hernandez

Pastor jubilado de la iglesia El Nuevo Pacto, en Hialeah, FL. Graduado de Summit Bible College. Licenciatura en Estudios Pastorales, y Maestría en Teología.

Ver también

Predicas Cristianas - Proclamando la verdad de Dios

Proclamando la verdad de Dios

Predicas Cristianas - Existen hoy muchos, que predican doctrinas humanas y fábulas, con el fin de atrapar a grandes masas de personas para que vayan tras de sus disoluciones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *