La batalla interna, batalla sin tregua

Predicas Cristianas

Prédica de Hoy: La batalla interna, batalla sin tregua

Predicas Cristianas Lectura Bíblica: Romanos 7:15-21

Introducción

Ya tiene varios días que a mi correo llegó una reflexión muy interesante, la cual quisiera compartirles el día de hoy. Trata acerca de un aborigen ya muy anciano, quién se hallaba instruyendo a su nieto acerca del peregrinaje en esta vida. Y le dijo: -sabes, una gran batalla se lleva a cabo dentro de mí.

Es una batalla entre dos fieras. Una es mala, y es el odio, la envida, la ira, el resentimiento, la vanagloria, el orgullo, la vanidad, la codicia. Y a otra fiera es buena y es el amor, la bondad, la paz, la esperanza, la humildad, la confianza.

Esta lucha es sin tregua alguna, y también se lleva a cabo en tu interior, y en el interior de cada ser humano de este mundo. En medio de su meditación, el niño pregunta al anciano: -¿quién vencerá?, -pues el que sea más alimentado-, replicó el anciano.

Aunque se desconoce al autor de esta reflexión, podemos notar que no es cristiano. No obstante sé que ustedes pudieron observar que lleva una gran enseñanza que se puede aplicar a todo ser humano.

Habiendo meditado un poco en esta reflexión, notaremos prontamente cómo las Escrituras nos enseñan acerca de algo parecido, lo cual nos ayudará e ver la batalla interna que todo nacido de Dios conlleva.

La batalla interna de los cristianos

Es claro el ver aquí, cómo Dios por medio del apóstol Pablo nos habla acerca de esa batalla que todo cristiano tienen en su interior. La misma que es una batalla de forma diaria y sin tregua. También podemos inferir que el campo principal de batalla de todo cristiano se encuentra en su mente. Ya que es aquí en donde germina la ira, la mentira, la fornicación, los homicidios, las lascivias, la incredulidad (Marcos 7:21-23).

Deseos, sentimientos y hasta pensamientos que por la Palabra de Dios sabemos que van en contra de su voluntad, los cuales debemos desechar. Hermanos, la batalla interna es sin tregua, y si nos descuidamos, estaremos tendientes a pecar, ya que el enemigo también intervendrá con el mismo objetivo para engañarnos en cuanto al pecado, con tentaciones disfrazadas y difíciles de identificar para que caigamos en ellas y derribarnos, así que se genera la pregunta: -entonces ¿cómo venceremos?

Es allí, en respuesta a la pregunta, en donde entra en el campo aquella reflexión con la que iniciamos el mensaje de hoy. Antes que nada quiero aclararles algo, esta reflexión que vimos no es cristiana y tampoco tiene alguna relación con Dios, pero podemos sacar una verdad de ella. Ya que, amados, lo que más alimentemos en nuestras vidas, eso nos dominará.

Alimentar el Espíritu Santo para vencer la batalla interna

Entonces para ser victoriosos en nuestro andar, debemos alimentar el Espíritu Santo que habita en nosotros. Ahora ¿de qué manera alimentamos al Espíritu Santo? Pues por medio del pan, por medio de la Palabra de Dios, y viviendo en su voluntad.

Acerca José R. Hernández

José R. Hernández
Pastor jubilado de la iglesia El Nuevo Pacto, en Hialeah, FL. Graduado de Summit Bible College. Licenciatura en Estudios Pastorales, y Maestría en Teología.

También Revise

Si Dios es por nosotros

Lo que es de Dios permanece

Predicas Cristianas .. Luchar contra Dios es perder el tiempo. Es una derrota segura, porque es imposible doblegar a Dios. Nunca podremos ganarle. Es pura.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.