Inicio / Predicas cristianas / La operación del Espíritu Santo

La operación del Espíritu Santo

Predicas Cristianas – Predicaciones Cristianas

Hermanos, todos en algún momento hemos sufrido dificultades con el estrés, pues bien; el estrés lo tenemos por los compromisos y deberes que poseemos; sin embargo, y aunque podamos medir las consecuencias de estas situaciones; nuestra fe es la más sufrida en estos casos y va poco a poco cayendo.

Una de las tantas razones que poseemos para que este conflicto no sea fácil de realizar, es que con frecuencia; nos es difícil dejar al viejo hombre, esto implica dejar hábitos, amistades y creencias muchas veces paganas e idolatras.

Sin embargo, el estudio del día de hoy se basa justamente en este tema, en ¿Cómo podemos dejar al viejo hombre definitivamente?, para ello usaremos la Máxima Autoridad de Dios como es su Bendita Palabra, en el Evangelio de:

Juan 16:7-15Pero yo os digo la verdad: Os conviene que yo me vaya; porque si no me fuera, el Consolador no vendría a vosotros; mas si me fuere, os lo enviaré. 8 Y cuando él venga, convencerá al mundo de pecado, de justicia y de juicio. 9 De pecado, por cuanto no creen en mí; 10 de justicia, por cuanto voy al Padre, y no me veréis más; 11 y de juicio, por cuanto el príncipe de este mundo ha sido ya juzgado. 12 Aún tengo muchas cosas que deciros, pero ahora no las podéis sobrellevar. 13 Pero cuando venga el Espíritu de verdad, él os guiará a toda la verdad; porque no hablará por su propia cuenta, sino que hablará todo lo que oyere, y os hará saber las cosas que habrán de venir. 14 El me glorificará; porque tomará de lo mío, y os lo hará saber. 15 Todo lo que tiene el Padre es mío; por eso dije que tomará de lo mío, y os lo hará saber.

Anuncios

En este estudio detallaremos, lo que los cristianos debemos de hacer; sin embargo, es estos pasajes veremos algo que no lo podríamos de una buena manera; cuando indica: «Os conviene que yo me vaya», preguntémonos un momento; ¿nos convendría en algún momento de Jesús se vaya de este mundo?, bien y aunque la respuesta es ¡sí!

No hablaremos que Jesús ha optado por abandonarnos; más bien, todo es un plan bien trazado y con muchas proyecciones, ya Dios sabe que va a hacer con nosotros. Ahora bien, les indicare cuatro razones suficientes para que Jesús haya dicho esto.

La primera es, que tenemos a Jesús exaltado y glorificado; esto nos quiere decir, que el Señor cumpliendo sus promesas y supliendo necesidades, lo tenemos en dominio total de las cosas, nótese lo que nos indica la cita en Efesios 1:20-22 “…la cual operó en Cristo, resucitándole de los muertos y sentándole a su diestra en los lugares celestiales, 21 sobre todo principado y autoridad y poder y señorío, y sobre todo nombre que se nombra, no sólo en este siglo, sino también en el venidero; 22 y sometió todas las cosas bajo sus pies, y lo dio por cabeza sobre todas las cosas a la iglesia….”

La segunda razón es que ahora, tenemos abogado ante Nuestro Padre Celestial. Ahora tenemos un antecesor que no se muestra indiferente a nuestras debilidades, no tenemos a alguien que no nos comprende, ya que el Señor sabe de nuestras luchas y necesidades, porque como hombre, él fue también tentado.

Veamos las declaraciones en la Palabra de Dios acerca de este acontecimiento, leamos por favor Hebreos 4:14-16“…Por tanto, teniendo un gran sumo sacerdote que traspasó los cielos, Jesús el Hijo de Dios, retengamos nuestra profesión. 15 Porque no tenemos un sumo sacerdote que no pueda compadecerse de nuestras debilidades, sino uno que fue tentado en todo según nuestra semejanza, pero sin pecado. 16 Acerquémonos, pues, confiadamente al trono de la gracia, para alcanzar misericordia y hallar gracia para el oportuno socorro…”

La tercera razón que tenemos, es que gracias a que Jesús ascendió al Cielo; podemos ser llamados Hijos de Dios y tener un excelente regalo como es la vida eterna, veamos que para suceso hay un texto Bíblico que lo sostiene, recuerde hermano esto es real.

Lea conmigo por favor en Romanos 5:8-10 “…Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros. 9 Pues mucho más, estando ya justificados en su sangre, por él seremos salvos de la ira. 10 Porque si siendo enemigos, fuimos reconciliados con Dios por la muerte de su Hijo, mucho más, estando reconciliados, seremos salvos por su vida…”

Anuncios

Y también leamos Gálatas 3:25-26 “…Pero venida la fe, ya no estamos bajo ayo, 26 pues todos sois hijos de Dios por la fe en Cristo Jesús…”

Y la cuarta razón que tenemos, y es la a la cual dedicaremos este estudio, es la que nos dice en su Palabra “porque si no me fuera, el Consolador no vendría a vosotros; mas si me fuere, os lo enviaré.”, cuando Jesús dijo esto nos estaba hablando del Espíritu Santo, una vez recurramos a la Bendita Palabra de Dios en el Evangelio de Juan 14:26, el cual dice así: “…Mas el Consolador, el Espíritu Santo, a quien el Padre enviará en mi nombre, él os enseñará todas las cosas, y os recordará todo lo que yo os he dicho…”

Fíjese, Jesús nunca nos abandonó siempre estuvimos en su mente y en su corazón, y aunque el ya no estaba, envió a alguien más que no ayudaría.

Leamos una vez más el Evangelio de Juan 14:16-18 “…Y yo rogaré al Padre, y os dará otro Consolador, para que esté con vosotros para siempre: 17 el Espíritu de verdad, al cual el mundo no puede recibir, porque no le ve, ni le conoce; pero vosotros le conocéis, porque mora con vosotros, y estará en vosotros. 18 No os dejaré huérfanos; vendré a vosotros…”

Con esto podemos decir, que no estamos desamparados, sin embargo; ¿Por qué fue necesario enviarnos el Espíritu Santo? Bien demostraremos que existen infinidad del porque lo envió, pero; analizaremos tres puntos principales.

El primero dice así, “…Y cuando él venga, convencerá al mundo de pecado, de justicia y de juicio. 9 De pecado, por cuanto no creen en mí; 10 de justicia, por cuanto voy al Padre, y no me veréis más; 11 y de juicio, por cuanto el príncipe de este mundo ha sido ya juzgado…”

Anuncios

Pues bien, aquí Jesús nos dice que el Espíritu Santo nos dará un fuerte convencimiento del pecado que poseemos; para mí apreciación personal es el propósito principal, ya que el pecado su finalidad es separarnos de la presencia de Dios, note lo que nos dice Isaías 59:2, leamos juntos por favor; leemos “…pero vuestras iniquidades han hecho división entre vosotros y vuestro Dios, y vuestros pecados han hecho ocultar de vosotros su rostro para no oír…”

Amados, todos estamos llamados a llevar una vida en Santidad, no nos dice que la llevemos como podamos o como creemos, pues leamos esta acotación en el Antiguo Testamento, leamos por favor Levítico 20:26 “…Habéis, pues, de serme santos, porque yo Jehová soy santo, y os he apartado de los pueblos para que seáis míos…”, pues bien si Dios detesta el pecado, pero, ama al pecador; está bien dicho que Dios habita en la Santidad; y dentro de esta misma Santidad nos es revelado las impotencias y faltas.

Muchas veces podremos decir, o hacer cosa que aparentemente no tiene importancia, cosas que le desagradan a Dios; de cosas hablamos, pues podríamos decir de nuestros hábitos y costumbres que provienen del paganismo y que creemos que son cristianas.

Cuando el Espíritu Santo mora en nosotros todo aquello mundano ya sea que lo estemos viendo o escuchando; nos es revelado para desecharlo, nótese lo que nos dice Apocalipsis 2:7 leamos juntos por favor, “…El que tiene oído, oiga lo que el Espíritu dice a las iglesias. Al que venciere, le daré a comer del árbol de la vida, el cual está en medio del paraíso de Dios….”, pero; insisto en el asunto, esto solo sucede cuando conducimos una vida de santidad, cuando buscamos una vida más cerca del Señor.

Leamos un momento por favor Efesios 4:30-32 “…Y no contristéis al Espíritu Santo de Dios, con el cual fuisteis sellados para el día de la redención. 31 Quítense de vosotros toda amargura, enojo, ira, gritería y maledicencia, y toda malicia. 32 Antes sed benignos unos con otros, misericordiosos, perdonándoos unos a otros, como Dios también os perdonó a vosotros en Cristo…” Así que, el primer propósito es mostrarnos las verdades de las cosas.

El segundo dice así, “…Aún tengo muchas cosas que deciros, pero ahora no las podéis sobrellevar. 13 Pero cuando venga el Espíritu de verdad, él os guiará a toda la verdad; porque no hablará por su propia cuenta, sino que hablará todo lo que oyere, y os hará saber las cosas que habrán de venir…” nuestro segundo argumento es que el Espíritu Santo nos guía a la verdad.

Este punto es importante reconocerlo, ya que como es sabido este sistema de cosas que parece tan absurdo y lleno de engaño, nos intenta persuadir para formar parte él; es muy difícil aceptar que eso suceda en nuestra amada Iglesia, pero, es cierto.

Hay personas que no escatiman usar estas armas diabólicas; los cuales son proclamadores que vienen en el nombre de Jesús a manipular y a tergiversar el Evangelio para beneficio propio, es por esto que la Biblia nos exhorta a que estemos alertas ante estas situaciones, leamos Colosenses 2:8 “…Mirad que nadie os engañe por medio de filosofías y huecas sutilezas, según las tradiciones de los hombres, conforme a los rudimentos del mundo, y no según Cristo..”

Acerca de Predicas Biblicas

Predicas Biblicas. Portal cristiano dedicado a evangelizar a las naciones a través de predicas cristianas, estudios biblicos, y mensajes cristianos. Para incluir tu material en nuestro portal, crea una cuenta, ingresa a ella, y comienza publicar sermones cristianos, bosquejos para predicar, y cualquier otro material cristiano que edifique el Cuerpo de Cristo.

Ver también

Predicas Cristianas.. Desechando toda malicia

Desechando toda malicia

Predicas Cristianas.. El tema de la envidia es muy serio y es oportuno tratarlo con frecuencia. Pues grandes conflictos de relaciones humanas brotan desde el manantial de la envidia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *