Las riquezas terrenales, pobreza espiritual del avaricioso

Reflexiones Cristianas

Ninguno puede servir a dos señores; porque o aborrecerá al uno y amará al otro, o estimará al uno y menospreciará al otro. No podéis servir a Dios y a las riquezas”. Mateo 6: 24

Manuel era un chico que de niño había pasado por muchas necesidades, cuando se hizo adulto se enfocó en darle lo mejor a su familia y disfrutar  lo que no pudo tener en su infancia.

Manuel gastaba deliberadamente y conforme gastaba su deseo de tener más crecía hasta el punto de descuidar totalmente a sus hijos y esposa, en los momentos transcendentales de sus vidas él estuvo ausente, cuando Manuel envejeció  era uno de los hombres más ricos de su país  admirado y envidiado por muchos .

Triste y sólo en una casa enorme tipo castillo, Manuel añoraba  los días que vivía con sus hijos y esposa quienes por su vanidad lo dejaron solo; y en los días de su vejez cuando necesitaba el calor de su familia Manuel era acompañado por una lista  alta de cuentas por pagar y su codiciado dinero.

Anuncios

Esta historia es muy común en la actualidad, algunas personas pasan gran parte de sus vidas haciendo tesoros, dejando de último lugar lo de mayor importancia.

Con esto no estoy queriendo decir que anhelar cosas buenas es malo, el trabajo es mandato de Dios, todo el que quiera dar de comer a su familia tiene que trabajar. Génesis 3:19

“Cuando comas del trabajo de tus manos, dichoso serás y te irá bien”. Salmo 128:2

Pero lo que sí quiero que comprendamos es que trabajar para suplir necesidades y trabajar por vanidad son dos acciones diferentes, el amor  al dinero es pecado, y como todo pecado es abominable para Dios. Y aunque parezca increíble esto es un mal contagioso.

Si en algún momento usted siente que su conducta está cambiando en  cuanto al dinero revísese, Ore , y pídale ayuda a  Dios , le advierto que si no hace algo pronto para cambiar su mala actitud , el tiempo pasara como estrella fugaz en su vida , llegara el día de su juicio y quedará en vergüenza delante de Dios.

Y recordará todas las veces que Dios mediante un mensajero le invitó a oír su palabra y usted simplemente respondía: No puedo estoy caminos de Dios (por no haberles  dedicado tiempo) por sobrecargarse de trabajo,  y como una cosa conlleva a la otra, quizás fue de esas personas que se involucró en negocios infructuosos por amor al dinero, y ¿Qué respuesta  a dará a Dios ante tantas faltas?, por eso  en la Biblia Él nos enseña que las riquezas con los caminos de Dios no combinan, un ejemplo que tenemos de  ello en la parábola del rico insensato. Lucas 12:13-21

Hermana o hermano, nunca olvides que todo lo que tienes a Dios le ha placido dártelo,  le aconsejo que ponga las cosas de Dios en primer lugar, si usted se ocupa de las cosas de Dios Él se ocupará de sus necesidades.

Anuncios

 “Vosotros, pues, no os preocupéis por lo que habéis de comer, ni por lo que habéis de beber, ni estéis en ansiosa inquietud.

Porque todas estas cosas buscan las gentes del mundo; pero vuestro Padre sabe que tenéis necesidad de estas cosas.

Mas buscad el reino de Dios, y todas estas cosas os serán añadidas”.

Lucas 12:30-31

Lamentablemente hoy en día esto ha sido tomado por interés y las personas buscan a Dios erradamente, y engañan a las demás personas con doctrinas de prosperidad.

 Jesús exhortó a sus discípulos para que trabajaran por el alimento espiritual cuando se dio cuenta que le buscaban por interés:

Anuncios

“Respondió Jesús y les dijo: De cierto, de cierto os digo que me buscáis, no porque habéis visto las señales, sino porque comisteis el pan y os saciasteis.

Trabajad, no por la comida que perece, sino por la comida que a vida eterna permanece, la cual el Hijo del Hombre os dará; porque a éste señaló Dios el Padre”. Juan 6:26-27

© Mia Cuadrado. Todos los derechos reservados.

Predicas Biblicas.. Reflexiones Cristianas

Acerca de Mia Vargas de Cuadrado

Ver también

Predicas Biblicas.. Reflexiones Cristianas

Setenta veces siete

Reflexiones Cristianas, el mensaje de Cristo es radical y para almas valientes que son capaces de amar al prójimo y de perdonar. el perdón nos permite ..

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *