El verdadero poder

Predicas Cristianas

Predicas Cristianas.. Lectura Biblica: 1 Crónicas 29:11-13

Introducción

Seguramente que muchas veces habrá escuchado hablar del poder de Dios, y habrá visto a la manifestación de ese poder a través de muchos siervos y siervas del Señor.

El poder de Dios es una realidad que nadie puede negar cuando llega a comprender lo que éste significa y como actúa. Pero si alguien no tiene ese conocimiento le es imposible concebir su existencia.

Y lo que también debemos reconocer es que, como la Biblia nos advierte, se levantaran “falsos apóstoles, obreros fraudulentos, que se disfrazan como apóstoles de Cristo. Y no es maravilla, porque el mismo Satanás se disfraza como ángel de luz. Así que, no es extraño si también sus ministros se disfrazan como ministros de justicia” 2 Corintios 11:13-15, como “hubo también falsos profetas entre el pueblo, como habrá entre vosotros falsos maestros, que introducirán encubiertamente herejías destructoras2 Pedro 2:1, pero a todos ellos, “por sus frutos los conoceréis”.

Anuncios

Lo que debemos hacer como verdaderos hijos de Dios

Lo que debemos hacer como verdaderos hijos de Dios es buscar el conocimiento del verdadero poder.  Del poder que viene realmente del Señor. El poder que actúa para Su Gloria, sin tener en cuenta el instrumento, sino la fuente del poder.

Cristo es el primogénito de entre los muertos, lo que no significa que sea el primero en ser levantado de entre los muertos. Pues sabemos la Biblia cuenta que hubo otros antes que Él. Pero si es el Señor primogénito de toda la nueva creación. Cristo es la cabeza de la nueva creación, como nos dice Pablo. Y nosotros formamos parte de un cuerpo nuevo. Formamos parte de la nueva raza de hombres que ha venido formando Dios a través de los siglos y de ese cuerpo. Por lo tanto, de Él fluye todo el poder, el poder que proviene de su resurrección.

Uno de los grandes problemas

Y uno de los grandes problemas que tiene la mayoría de los cristianos es que no entienden lo que enseña la Biblia acerca del poder de la resurrección. Puesto que si tuviesen idea de cómo es ese poder y cómo funciona, de los aspectos y situaciones en que se pretende que se manifieste, nunca más volverían a vivir como lo están haciendo y serían totalmente diferentes.

Lo que no quiere decir que serían personas brillantes, que realizarían grandes demostraciones de poder y moverían montañas porque el poder de la resurrección no es ostentoso, ni necesita de gritos, zapateos o gesticulaciones raras como se suelen ver de parte de quienes más tratan de exhibirse ellos en lo personal, que de mostrar la gloria de Dios.

El poder de Dios

El poder de Dios es apacible y es la clase de poder que se manifestaba evidente en el Señor. No fue el hecho de haber salido del sepulcro lo que deslumbró a los soldados, ni lo que produjo el terremoto. Pues Él salió del sepulcro sin el menor sonido.

La piedra fue quitada no para salir, sino para que las personas pudiesen entrar, y ver el sepulcro vacío. No hubo sonido ni la menor demostración. Solo se puso de manifiesto el poder tranquilo e inexorable de una vida resucitada. Una vida a la que ningún poder puede oponer resistencia. Y eso es lo que Dios ha puesto en nuestras manos. Un poder calmo que transforma los corazones, las vidas y las actitudes, cambiando todo desde dentro.

El poder que fluye de nuestro interior

Este es el poder que fluye de nuestro interior, y que viene desde la cabeza de la nueva creación, el Cristo resucitado, la fuente de todo poder.

Anuncios

Este poder no es para algunos pocos como algunos creen, sino para “vosotros también, que erais en otro tiempo extraños y enemigos en vuestra mente, haciendo malas obras, ahora os ha reconciliado en su cuerpo de carne, por medio de la muerte, para presentaros santos y sin mancha e irreprensibles delante de élColosenses 1:21-22, y eso nos incluye a todos. ¿No es cierto? Todos estamos en esta categoría y somos las personas a través de las cuales debe ahora manifestarse este poder.

Y “el misterio que había estado oculto desde los siglos y edades, pero que ahora ha sido manifestado a sus santos, a quienes Dios quiso dar a conocer las riquezas de la gloria de este misterio entre los gentiles; que es Cristo en vosotros, la esperanza de gloria” Colosenses 1:26-27

El misterio es: “Cristo en vosotros”, y usted no habrá realmente  predicado el Evangelio hasta que le haya dicho a los hombre no solo que sus pecados les serán perdonados si acuden a Cristo, sino que Él mismo habitará en los que le reciban, “enseñando a todo hombre en toda sabiduría, a fin de presentar perfecto en Cristo Jesús a todo hombre” para hacer por medio de ellos lo que espera que hagan; Jesús murió por nosotros, para vivir en nosotros, y esta es la gloria del Evangelio en su plenitud.

Débiles para salir predicar

Muchos dicen estar débiles para salir predicar, para ganar almas para el reino de Dios, o simplemente para llevar a cabo alguna tarea en la iglesia. Pero en realidad, ¿De dónde proviene la energía para cumplir con la tarea?

¿De dónde se saca las fuerzas?, del mismo lugar que Pablo: “Luchando según la potencia de él, la cual actúa poderosamente en mí”. Es decir que no hay pretexto para no cumplirla, no hay excusa posible en la edad, el mucho trabajo, o la debilidad humana.

Algo que parece tan simple, ¡Cristo en nosotros! Pero que si los cristianos tuviesen realmente idea de lo que Dios ha puesto a su disposición, nunca volverían a ser los mismos y nunca más, como pastores, tendríamos por poco que suplicar a las personas de la iglesia que se hagan cargo de ciertas tareas, ministerios o pedirles que enseñen en la escuela.

Anuncios

No nos encontraríamos con la excusa: “Es que no tengo fuerza para hacerlo, no tengo la energía necesaria”, porque como dice Pablo, tenemos la fuente de energía constante que fluye de Él dentro nuestro y en forma permanente.

Acerca de Julio Torres

Nacido en hogar cristiano, me gusta estudiar la biblia y predicar el evangelio de Jesucristo.

Ver también

Predicas Cristianas.. Vida de victorias

Vida de victorias

Predicas Cristianas, Si a Dios entregamos nuestras peticiones de todo corazón Él responderá con milagros y nos dará la victoria sobre nuestras necesidades..

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *